Buscar

Fitocosmética. Plantas que embellecen

247 ILUS GLORIA webEl reino vegetal alberga una gran diversidad de plantas medicinales que nos ayudan en el cuidado natural de la piel, aportando hidratación, tonicidad y nutrientes esenciales.

La Fitocosmética (del griego: phyton, planta) comprende a aquellos productos cosméticos elaborados a partir de ingredientes vegetales, con una adecuada concentración de principios activos. Estos compuestos, que poseen propiedades terapéuticas y cosméticas, se extraen de diferentes partes de las plantas como hojas, frutos, flores, semillas, cortezas o raíces.

Entendemos el uso de las plantas en la elaboración de cosméticos como cosmética natural y ésta se define como aquella que incluye en su composición un 90% mínimo de materias primas naturales de origen vegetal o mineral (es decir, no animal) y está basada en los principios activos de las plantas y sustancias vegetales de la tierra y el mar. Estas sustancias son y se encuentran en los aceites esenciales de las plantas aromáticas, los vegetales, ceras, plantas en polvo, extractos líquidos, que aportan nutrientes como las vitaminas, proteínas, grasas, oligoelementos, minerales y principios activos beneficiosos para la salud de la piel.

Los productos fitocosméticos cuentan cada vez con mayor popularidad. La naturaleza es la mejor aliada de la piel y el uso de los recursos de la naturaleza como fuente de salud, belleza y bienestar es hoy en día demandado por los consumidores que prefieren cosméticos seguros, naturales y saludables.

En el último siglo, el avance de la química fue reemplazando paulatinamente al uso de las materias primas naturales. Sin embargo, la ciencia nos demuestra que las moléculas obtenidas por síntesis química no tienen las mismas propiedades que los activos que se extraen de las plantas en su estado natural. Frente a la cosmética convencional, elaborada con sustancias artificiales, la fitocosmética es la opción más sana y beneficiosa para la piel.

¿Pero qué son los principios activos?

Los principios activos son moléculas bioquímicas con acciones concretas para la salud del ser humano. Estas moléculas son fabricadas por la planta para su desarrollo, adaptación y supervivencia, digamos que son el esfuerzo de la naturaleza.
Es por ello, y al no tratarse de sustancias sintéticas y extraerse de la naturaleza, es importante tener conciencia de su uso, pasando por toda la cadena de cultivo, cuidado de la cosecha, recogida de las plantas y procesos de extracción, venta y consumo.

El mundo de la cosmética es muy amplio y extendido y la industria puede explotar estos recursos naturales, desnaturalizando o contaminando con químicos y pesticidas estas plantas o sustancias, que ya no serían tan naturales ni beneficiosas.

Siempre es una opción saludable y sostenible por parte del consumidor apostar por productos de explotación y fabricación artesanos.

¿Qué acciones tienen las plantas para un cosmético?

Como hemos visto las plantas medicinales están llenas de principios activos, los cuales tienen efectos antioxidantes tan necesarios para frenar el envejecimiento de la piel y actuar sobre los radicales libres causantes del deterioro celular. Pero sus acciones dependiendo de cada planta también son antiinflamatorias, antimicrobianas, regeneradores celulares. Esto quiere decir que activan la capacidad natural de la piel (células) de general colágeno y elastina, junto a efectos astringentes (cerrar poros), cicatrizantes, nutritivos, suavizantes, calmantes, etc.

¿Qué ingrediente lleva un fitocosmético?

Por ejemplo si queremos elegir o elaborar un cosmético para pieles maduras o con tendencia a la irritación tendríamos que elegir plantas, ceras, aceites, arcillas con acciones tonificantes, calmantes, regeneradoras y suavizantes.

Podríamos realizar la siguiente combinación:

  • Romero con propiedades para la piel: tonificantes, antisépticas y es descongestivo.
  • Salvia que es cicatrizante, antiséptica y estimulante.
  • Castaño de Indias, activa la circulación, es estimulante, cicatrizante y antiinflamatorio.
  • Rusco, es una planta con propiedades antiinflamatoria, calmante y astringente.
  • Cera vegetal, se añade para darle forma al cosmético y aporta nutrición, es hidratante y antiséptica.
  • Caolín (arcilla blanca), con propiedades suavizantes y aporta luminosidad.

Podemos encontrar fitocosméticos faciales, capilares, corporales, anti-aging, de protección solar, para balneoterapia, toda una gama de usos y beneficios de los recursos naturales, que ayudan a mejorar la salud de la piel y embellecer.

De la terapia a la cosmética, pasando por la conciencia de ejercer usos responsables y respetuosos, no debemos olvidar que cuando usemos cosméticos naturales, se trata de medicina y energía de la naturaleza.

Gloria Merino

Profesora de Medicina Tradicional China y Masaje Integral. Especialista en Acupuntura para el dolor y lifting facial.
625565889
www.namarupaterapias.es